La sostenibilidad energética, la preservación del medioambiente y la optimización de los procesos mineros, son algunos de los nuevos ámbitos del desarrollo de la economía regional que, inevitablemente, también se han convertido en prioridad para institutos y centros de formación técnica que ofrecen alternativas profesionales para desempeñarse en la región en el futuro.

Se trata de carreras nuevas que se han debido implementar en los últimos años con el fin de cubrir la necesidad de capital humano en estos rubros y áreas, donde el denominador común es la adaptación a nuevos escenarios y regulaciones en la zona.

Aquí la energía, minería y medioambiente son componentes fundamentales de este engranaje, sobre todo cuando el cambio climático obliga a replantearse procesos que se han establecido por décadas.

Es el caso de la búsqueda de energías renovables, donde el norte tiene mucho que decir con su inmenso desierto, ya que el sol puede brindar un gran aporte y que es parte de la política de la Agencia de Sostenibilidad Energética, a través del Programa Casa Solar del Ministerio de Energía, y que también se ha convertido en oportunidad para muchos privados.

De hecho, a mediados de año se inauguró la mayor planta de energía solar en Chile, la planta de Concentración Solar en Potencia (CSP), de la multinacional EIG, con más de diez mil heliostatos (espejos), 392 mil paneles solares y una torre de 250 metros de altura, aportando directamente a la diversificación de la matriz productiva en la región.

Esto ha repercutido en el surgimiento del Técnico en Energía Solar que, en la práctica, está facultado para diseñar sistemas solares fotovoltaicos, instalarlos siguiendo las mejores prácticas e inspeccionar los sistemas ya instalados. Además puede estudiar el consumo eléctrico, examinar códigos eléctricos e interpretar el recurso solar disponible en un determinado territorio.

Otra carrera técnica de nivel superior relativamente nueva es la de Gestión del Medio Ambiente, que considera una formación centrada en el análisis y legislación ambiental. Esto lo realizan apoyándose en equipos e instrumentos de última generación, que permiten en la actualidad hacer mediciones precisas del terreno y, además, ayudar a las empresas a cumplir con la normativa ambiental vigente.

Sergio Godoy Vargas, director del área Recursos Naturales de Santo Tomás Antofagasta, señala que además sus egresados “se encuentran desempeñándose laboralmente en empresas relacionadas con la conservación de especies, proyectos mineros, fotovoltaicos, en fundaciones, en el puerto, en control, pero también en reciclaje de productos industriales, jardines, economía circular, consultoras, paisajismo, rellenos sanitarios controlados, entre otras áreas”.

Y es que, tanto institutos profesionales como centros de formación técnica, han debido abrir estas carreras nuevas para satisfacer las demandas de una industria en constante crecimiento y adaptación al medio.

En ese sentido Osvaldo Chávez Miranda, jefe de la Escuela de Construcción e Ingeniería de AIEP Antofagasta, indicó que “este año comenzamos a dictar la carrera de Ingeniería en Electricidad y Energías Renovables luego de analizar las necesidades del mercado regional”, agregando que “es una profesión que se proyecta con un amplio campo laboral, por estar ubicados en una región que posee un gran potencial para la generación de energía solar y eólica, ayudando a alcanzar las metas establecidas para un desarrollo más sostenible en nuestro país”.

También destaca el técnico en Automatización e Instrumentación Industrial, que se encarga de optimizar los procesos industriales empleando instrumentos y procesos de alta calidad, y que se puede desempeñar en rubros como la minería, agroindustria, forestal, celulosa, entre otras. Además cuenta con una amplia formación en ciencias, ingeniería, matemática y electricidad, y las capacidades para innovar y emprender en sus proyectos de trabajo, considerando el contexto local y regional.

Todas estas carreras han llegado para quedarse, sin embargo aún persiste mucho desconocimiento, sobre todo por quienes son más jóvenes, acerca de estas nuevas ofertas académicas que han emergido adaptándose a los nuevos tiempos.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.