• Autoridad religiosa visitó Antofagasta en 1988 en calidad de Cardenal, ocasión en la que compartió con estudiantes y funcionarios de nuestra Universidad.

La Universidad Católica del Norte (UCN) lamenta profundamente el fallecimiento del Papa Emérito Benedicto XVI, quien falleció la madrugada de este 31 de diciembre a los 95 años en el monasterio Mater Ecclesiae del Vaticano.

Benedicto XVI había decidido pasar sus últimos años en su estancia del monasterio en el que reside desde su histórica renuncia al papado, anunciada el 11 de febrero de 2013 y consumada el 28 de aquel mismo mes, la primera de su tipo en seis siglos, desde tiempos de Gregorio XII.

VISITA AL NORTE

Joseph Ratzinger, quien tras la muerte de Juan Pablo II en abril de 2005 asumió como el máximo jerarca de la Iglesia Católica, hasta su renuncia en febrero de 2013, había visitado la ciudad de Antofagasta en 1988, en calidad de Cardenal.

El viaje se produjo un año después del arribo de Juan Pablo II a suelo chileno, a poco de que el país recuperará la democracia.

En esa ocasión, Benedicto XVI visitó la capital regional entre los días 10 y 11 de julio, siendo la única ciudad de regiones en que estuvo, además de Santiago. En la ocasión, vino invitado por Cáritas Chile, a pocos meses de realizarse el plebiscito de ese mismo año en el país.

El entonces Arzobispo de Antofagasta, Monseñor Carlos Oviedo, señaló que “la visita del Señor Cardenal Ratzinger sirvió para revivir la visita del Santo Padre Juan Pablo II a Antofagasta. En él, la gente veía al colaborador directo o inmediato del Papa. Ese era el título que conquistaba el afecto, la simpatía, el deseo de estar cerca suyo. Sirvió también para deshacer aquellos mitos de que Roma no conoce nuestra realidad, que la Curia Romana está lejos del pueblo, que la cultura europea no integra nuestra identidad latinoamericana, que hay una distancia también del Concilio Vaticano II”.

Años después, en 2005, el ahora ex Gran Canciller de la UCN y ex Arzobispo de Antofagasta, Monseñor Pablo Lizama, recordó que cuando recibió el palio por parte del futuro Pontífice, tuvieron ocasión de hablar de esta visita. “‘¿Antofagasta?, yo conozco esa ciudad, yo he estado allá’, nos dijo el Pontífice. El Papa nos bendijo, nos animó y nos pidió ser buenos pastores. En eso pondremos todo nuestro empeño”, señaló el entonces Monseñor Lizama.

Sobre el lamentable deceso, Monseñor Ignacio Ducasse Medina, Gran Canciller de la UCN, informó que este próximo martes 3 de enero se realizará una misa en recuerdo del Papa Emérito en la Catedral de Antofagasta, por lo que llamó a la comunidad a participar de este recuerdo.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.